BIENVENIDOS

Image and video hosting by TinyPic
Image and video hosting by TinyPic

GRACIAS POR TUS VISITAS.

Image and video hosting by TinyPic


Image and video hosting by TinyPic

HIMNO A TOMELLOSO

jueves, 7 de noviembre de 2013

Ismael Molinero Novillo ( Ismael de Tomelloso )


Ismael Molinero Novillo, nació en Tomelloso (C. Real) el 1 de mayo de 1917, vivió entre las dos guerras mundiales, y murió prisionero durante la guerra civil en Zaragoza, el 5 de mayo de 1938.



Era el quinto de once hermanos. El padre era herrero de profesión y la madre tenía que ocuparse de la numerosa familia. Empezó a estudiar en el Colegio de la Milagrosa, que pronto tuvo que abandonar para ayudar a la familia y lo colocaron a trabajar como dependiente de comercio.



Demostró ser un buen estudiante, inteligente y trabajador, tanto en el Colegio de la Milagrosa como en la escuela, con unas dotes especiales para tratar a la gente y para el arte y la creatividad, lo que demostró en el comercio, en la decoración de los escaparates, en la atención a los clientes, tocaba la guitarra, recitaba poesías, montaba y dirigía obras de teatro, por lo que fue muy apreciado por sus jefes. Era, además, el líder de la pandilla de amigos que lo admiraban por su carácter extrovertido, divertido y alegre.



Por medio de un amigo ingresó en la Juventud de Acción Católica en 1934 y, sin cambiar de vida y de trabajo, ni perder la alegría, comenzó a cuidar y atender a los pobres del pueblo y a los ancianos desamparados del Hospital – Asilo, ayudando a las Hermanitas de los Desamparados, y alegrándoles su vida con la guitarra, las canciones y los bailes.



Hizo Ejercicios Espirituales en el Seminario de Ciudad Real en 1935 e impresionó mucho a los sacerdotes y seminaristas por su piedad y devoción a la Eucaristía. El Padre Sánchez-Olivas, que fue asesinado, al terminar los Ejercicios Espirituales y despedirse de los jóvenes, cuando llegó a Ismael, se puso de rodillas y le besó los pies, lo que ninguno ha podido olvidar.



El año 1937 fue movilizado por el ejército de la República, combatió en el frente de Teruel y, en febrero de 1938, fue hecho prisionero en la batalla del Alfambra. Lo llevaron con cientos de milicianos a unas parideras de ganado que utilizaron provisionalmente como prisión en Santa Eulalia del Campo. Como ese invierno fue uno de los más duros que se han conocido, con temperaturas de más de veinte grados bajo cero y cubierto de nieves heladas, enfermó de pulmonía que degeneró en tuberculosis.



En la prisión continuó ofreciendo su vida a Dios, en silencio, por la paz, a pesar de la enfermedad, pudiendo haber obtenido la libertad con haber dicho simplemente que era el tesorero de la Acción Católica de Tomelloso.



A mediados de febrero de 1938, fue trasladado al Campo de Concentración de San Juan de Mozarrifar, cerca de Zaragoza, y continuó el martirio del silencio hasta que, próximo a morir abrió, por primera vez, sus labios para pedir la confesión y la comunión. Murió en el Hospital Clínico de Zaragoza, el 5 de mayo de 1938, desde donde se extendió su fama de santidad por Zaragoza, donde lo empezaron a conocer como Ismael de Tomelloso.













Otros blogs que te pueden interesar.



Image and video hosting by TinyPic

0 comentarios: